¿Y tú… Sabes lo que es el pegging, el dogging, el crusing, el bangover, el edging y el poliamor?

¿Y tú… Sabes lo que es el pegging, el dogging, el crusing, el bangover, el edging y el poliamor?

Si tu respuesta es si… ¡Te felicito!

Pero si tu respuesta es no… ¡Es hora de actualizarte!

 

Pues bien, todas estas palabras que leíste en el título no son ni más ni menos que los nombres de las distintas tendencias sexuales que tienes que experimentar… ¡ahora mismo!

 

¿Empezamos?

 

Pegging

Como todas nosotras sabemos el hombre tiene zonas erógenas que van más allá de su pene, zonas que tiene y debe de explorar –aunque en un principio no quiera-

Estoy hablando del punto P, que se llama así por encontrarse en la próstata, pues para ellos este punto es muy parecido a nuestro punto G, el problema aquí es que muy pocos hombres deciden dar el paso a experimentar esta tendencia sexual, conocida como pegging en la que se da un cambio de roles, esto es que nosotras tomamos las riendas de la relación sexual -y lo digo en el sentido más estricto de la palabra- ya que vamos a utilizar un arnés o bien un dildo y/o un vibrador para penetrarlo, si leyeron bien pe-ne-trar-lo.

 

Dogging

Conocido también como “sexo callejero”, esta tendencia heterosexual consiste en tener sexo en lugares públicos, lo cierto es que esta práctica ha cobrado mucha fuerza hoy en día y existen varias reglas que hay que seguir al pie de la letra, lo más recomendable –para no regarla- es meterte a investigar en sus páginas especializadas, ya que se puede participar a esta práctica por medio de citas, la idea es que haya más gente presente, esto es para ver o bien para participar, estas citas se llevan a cabo en cabinas, casas, coches y hasta baños públicos.

…Ahh y para las parejas gays existe la misma tendencia, lo único que cambia es el nombre a crusing.

 

Petting

Esta tendencia es 100% sensorial ya que aquí sólo se vale tocar, besar y acariciar, pero sin llegar a la penetración.

A mí en lo personal me encanta, aunque he tenido parejas que se desesperan y me piden a gritos que se consuma el acto... ¡Ja!

Y es que el petting no es más que el erotismo llevado a su nivel más intenso mediante caricias, besos y lamidas a todas y cada una de las partes del cuerpo.

  

Bangover

Así se le llama al dolor corporal que resulta de un encuentro sexual maratónico,

conocido también como cruda y/o resaca sexual, y es que consiste en dedicarle de 4 a 6 horas consecutivas a tener sexo incansable y con una sola persona.

Por la duración del acto es sumamente recomendable probar todo tipo de posiciones imaginables e inimaginables también, y si hacer uso de juguetes sexuales de todos tipos, disfraces, aceites comestibles y demás artículos…

Ahh y eso sí, de entrada hay que tener una muy buena condición física.

 

Edging

Se trata de magnificar el clímax de forma que pueda prolongarse por mucho más tiempo y así alcanzar un orgasmo mucho más enérgico y placentero, llevarlo a cabo es de lo más simple del mundo: Tienes que conseguir que tu pareja llegue al clímax y antes de que este pueda alcanzar el orgasmo, detenerte por unos segundos una y otra vez, hasta que el cuerpo aguante.

 Además esta práctica desbloqueará varios niveles sexuales y hará que ambos finalmente lleguen a experimentar un orgasmo fuera de serie.

 

Poliamor

Es una tendencia afectivo-sexual que cada vez se practica más, de entrada hay que aclarar que el poliamor no pretende mantener relaciones sexuales con diferentes personas, porque para experiencias como esas están los swingers, que no es lo mismo,

Aquí 3 -o más- personas con una conexión emocional, afectiva y sexual, deciden llevar una relación tal y como lo hacen las parejas monógamas, no sufren de celos dentro de la unión y todos se aman entre todos. Imagínese viviendo con dos hombres, durmiendo con ellos y manteniendo sexo con los dos al tiempo.